El “café con piernas” estadounidense acusado de sexista


March 27, 2017 Facebook Twitter LinkedIn Google+ Stories & Experiences



En Arizona tuvo un gran éxito, y por ello el dueño decidió abrir una segunda franquicia en Washington, pero el negocio está siendo cuestionado…

Kolby Granville, concejal de la ciudad, aseguró en un comunicado que este tipo de vestuarios cosifica a las mujeres y van en contra de la igualdad de género.

Por otro lado, Kimberly Curry, una madre de cuatro hijos de entre 4 y 8 años, dijo a ‘Daily Mail’ que no se siente muy cómoda: “mis hijos se sorprendieron al ver a las chicas con ropa ligera sirviendo café mientras una fila de hombres esperaba por entrar al lugar. Estoy a favor que las personas hagan lo que quieran hacer, pero no que se lo impongan a mi familia”.

El café, ante las críticas, aseguró que su objetivo es “empoderar a las mujeres para que se sientan bien con ellas mismas”.

Chile, país pionero en el Café con Piernas

El café con piernas, originario de Chile, se creó en 1970 y tuvo su eclosión en pleno centro de Santiago en los años 90. Inicialmente, este tipo de cafés se distinguió porque las mujeres eran atractivas que vestían con diminutas minifaldas.

Luego, con el Café Barón Rojo, revolucionó la vestimenta de las mujeres: sustituyeron las minifaldas por trajes de baño y ropa interior, un hecho que revolucionó la sociedad chilena que habían sufrido una dictadura militar y estaban deseosos de acabar con las restricciones.

Algo muy similar ocurrió en España de Franco (1939-1975). Esta dictadura fue una auténtica represión tanto económica, política y cultural. Durante esa época, es sabido que miles de españoles cruzaban la frontera con Francia para acudir al cine de Perpiñán donde emitían películas eróticas. Con la muerte de Franco llegaron muchas cosas, entre ellas el ‘destape’ un género cinematográfico que revolucionó la sociedad